¿Dónde se puede hacer qué? La planificación marítima se pone en marcha

La actividad económica en la costa y el mar Mediterráneo no deja de crecer y esto conlleva inevitablemente a la competición por el espacio disponible para llevar a cabo las diversas actividades.

No es un problema nuevo, pero sí que es cada vez más acentuado, tanto en el Mediterráneo como en la mayoría de las aguas europeas. En este contexto la Unión Europea hace años que está tratando de impulsar la Política Marítima Integrada que tiene en la Ordenación espacial uno de sus principales pilares. Se trata de clarificar qué actividades son prioritarias en cada zona, y qué actividades son compatibles o incompatibles entre sí.

España tiene en marcha el proceso para establecer una ordenación del espacio marítimo en toda su costa y para ello acaba de finalizar el proceso de información pública de la evaluación ambiental de los planes de ordenación del espacio marítimo. Es decir que ya existe una primera propuesta de zonificaciones de usos y se ha iniciado el proceso de discusión pública. Están en juego aspectos tan importantes como ¿en qué zonas se podrá implantar eólica marina?, ¿qué zonas son prioritarias para la conservación de la biodiversidad o la extracción de áridos? ¿Qué zonas deberán ser reservadas para la actividad portuaria?, entre otros posibles usos.

El Mediterráneo español se ha dividido en dos zonas: levantino-balear y estrecho y Alborán.  La documentación presentada a información pública es muy extensa – en particular destaca una amplia diagnosis-. A continuación, presentamos los principales mapas de usos propuestos, unos mapas que también podéis consultar en detalle en un visor on-line (aunque nuestra experiencia es que funciona regular).

La zonificación está en fase de borrador y tras el reciente cierre de la consulta pública de la evaluación ambiental estratégica continuará su tramitación en los próximos meses, por lo que probablemente sufrirá modificaciones para incorporar diversas aportaciones. Se espera tener la aprobación definitiva a finales del año 2021 o inicio del 2022. Os animamos a seguir este proceso porque los resultados serán importantes. Si tenéis dudas, consultádnoslo y trataremos de contestaros.

ÁMBITO LEVANTINO BALEAR

Zonas de uso prioritario: es decir zonas donde ya se realizan actualmente actividades y usos que se consideran de interés general. Se incluyen también las zonas de uso prioritario destinadas a la energía eólica marina y a los yacimientos de arena destinados a la protección costera. Aunque dichos usos aún no se han implantado en el espacio, se les otorga prioridad dentro de dichas zonas.

Zonas de alto potencial: es decir zonas donde, aunque actualmente no tenga lugar la actividad, se considera adecuado el desarrollo futuro de actividades y usos que se consideran de interés general.

ÁMBITO ESTRECHO Y ALBORÁN

Zonas de uso prioritario:

Zonas de alto potencial:

La aceleración azul del Mediterráneo español

En un contexto de creciente interés por la economía azul un nuevo informe evalúa por primera vez la aceleración de las actividades económicas que ha tenido lugar en las aguas y el entorno costero Mediterráneo español en los últimos 60 años. Para ello, se cuantifica la evolución a lo largo del tiempo de quince indicadores seleccionados por su relevancia y la disponibilidad de series de datos largas y fiables. Los indicadores muestran el crecimiento de los usos del litoral, así como el despliegue del turismo marítimo y costero, el transporte marítimo y la ampliación de las infraestructuras marinas y submarinas, además de la decreciente tendencia en la disponibilidad de recursos. El informe presenta también información desagregada de la distribución territorial de los principales indicadores en la actualidad.

grafic1 acceleracio

PRINCIPALES CONCLUSIONES

El informe concluye que la aceleración de los usos en las costas y actividad marina en el Mediterráneo español ya ha conllevado el agotamiento de algunos recursos no renovables (como el petróleo offshore), el decrecimiento notable del rendimiento pesquero, así como una evidente reducción de la superficie costera no artificializada disponible para las demás especies y el buen funcionamiento del conjunto del ecosistema litoral. Igualmente señala que la evolución histórica muestra la imposibilidad de la continuidad tendencial del crecimiento, debido a los límites físicos y ecológicos de los recursos disponibles. Por ello se plantea la necesidad urgente de plantear escenarios económicos alternativos que hagan posible una transición que regenere y mantenga un buen estado del ecosistema costero y marino, al tiempo que favorezca la máxima generación y distribución del bienestar producido en las actividades económicas.

Informe completo: Ortega, M., Coll, M., Gorostiza, S., Murray, I., 2021. La aceleración azul del Mediterráneo español. Informes exploratorios número 2. Fundació ENT. Vilanova i la Geltrú.

Entrevista a Ivan Murray: el proceso de turistificación en el Mediterráneo español

Entrevista a Ivan Murray, experto en el análisis del fenómeno turístico además de doctor en Geografía por la Universitat de les Illes Balears y máster en sostenibilidad ambiental por la Universidad de Edimburgo. Actualmente es profesor en el Departamento de Geografía de la Universidad de las Illes Balears.

Duración: 41 minutos.

La pesca mediterránea española capea el temporal de la crisis del COVID 19

La Fundació ENT ha publicado el informe “Seguimiento de la crisis del COVID en la pesca mediterránea española. Un sector que capea la crisis”, una evaluación actualizada del impacto económico del coronavirus en la flota pesquera mediterránea española.

Las principales conclusiones son las siguientes:

El sector pesquero mediterráneo en los primeros diez meses del año no ha sido ajeno a la crisis del COVID. La mayor parte de la disminución de los ingresos se produjo en los primeros meses de la crisis (marzo-junio), coincidiendo con las dificultades operativas que forzaron la parada temporal de parte de la flota. Posteriormente, con datos hasta finales de octubre, la caída de ingresos ha sido más moderada. La facturación agregada en el periodo enero-octubre disminuyó un 14,6% respecto a la facturación media del mismo periodo para los años 2017-2019, mientras que para los meses de julio-octubre (últimos datos disponibles) la disminución fue de un 7,6%.

Pese a la disminución de la actividad pesquera en las primeras semanas de la crisis y las interrupciones temporales del canal HORECA, el consumo domiciliario ha evitado un desplome en la demanda y ha permitido una disminución en la facturación ligeramente inferior a la media del conjunto de la economía española.

Ilustración 1 Índice de cifra de negocios empresarial (enero-septiembre 2020)

mQRT6xV7RQG5QF8a8dKSJQ (3)
Fuente: Elaboración propia a partir del Índice sectorial de cifra de negocios empresarial, INE y la facturación mensual del sector pesquero mediterráneo facilitado por las respectives Comunidades Autónomas.

Existen diferencias significativas entre artes de pesca que deben ser estudiadas en detalle en un futuro para comprender mejor la resiliencia de los diversos segmentos de la flota. Las evaluaciones previas apuntan un mejor comportamiento de la facturación en la pesca de artes menores e impactos mayores en arrastre y cerco. Igualmente, los datos de facturación señalan que se han producido diferencias geográficas importantes.

Por otra parte, los costes han disminuido gracias a la bajada del precio del petróleo, el ajuste de la presión pesquera y el despliegue de ayudas públicas. Los principales factores de disminución de costes son los siguientes:

  • El precio medio del gasóleo B en el periodo enero- octubre ha disminuido un 11% respecto al valor medio 2017-2019. Una vez finalizada la primera fase de la pandemia, entre julio y octubre, el precio ha continuado por debajo de los valores de referencia. Esta bajada es especialmente relevante para el sector del arrastre
  • Los días que las embarcaciones se han quedado en puerto debido al COVID han supuesto una disminución en los costes operativos, eliminando el coste del petróleo, y reduciendo otros gastos como aprovisionamientos, cebos, repuestos, etc.
  • Han disminuido los costes salariales gracias a las ayudas públicas desplegadas para cubrir los costes de personal (ERTEs y apoyos a las paradas extraordinarias debido al COVID) los días que cesó la actividad pesquera.
  • La disminución del coste del petróleo y de los costes laborales supone, en una primera estimación, una reducción total de costes ligeramente por encima del 10% respecto a los gastos que se tuvieron en el mismo período el año 2018 en el segmento del arrastre, y ligeramente por encima del 5% en el caso del cerco.
  • En 2020 también han aumentado los importes subvencionables durante los periodos de veda en algunas comunidades, ajustando más el periodo subvencionado al realmente ejecutado.
  • Por otra parte, todas las comunidades autónomas han destinado más recursos públicos a apoyar al sector mediante medidas un mix de ayudas. Los usos han sido muy diversos, por ejemplo en el marco de la seguridad y la salud se establecieron ayudas directas para compensar los costes extraordinarios producidos por la COVID y/o compras directas por parte de la administración.
  • Igualmente, en casi la totalidad de comunidades autónomas se ha subvencionado con ayudas extraordinarias el funcionamiento de las lonjas para compensar la disminución de la facturación a través de la que se financian.
  • De igual manera en la práctica totalidad se han intensificado las campañas de compra de productos alimentarios de proximidad, además de las ayudas de tipo generalista para cubrir necesidades financieras.
  • Finalmente, en algunas comunidades autónomas se han reducido o exonerado las tasas portuarias.

El informe completo puede descargarse aquí y el resumen aquí.